El negocio del sector editorial español cae un 20% en los últimos 3 años

El negocio del sector editorial español cae un 20% en los últimos 3 años
diciembre 5, 2012 Chema

descenso-venta-libros--644x362
Via ABC
La caída de la actividad de negocio del sector editorial en España ha descendido en torno a un 20% en los últimos tres años, según los datos que ha dado a conocer el presidente del Gremio de Editores de Cataluña, Xavier Mallafré, quien ha indicado que en Cataluña la cifra es similar. Mallafré, el mismo día en que Barcelona acoge la tradicional Noche de la Edición y la entrega del Premio Atlántida del gremio al político Javier Solana, ha indicado que este descenso supone situar la actividad en los mismos niveles que en 2002.

A pesar de estas cifras, el presidente del gremio de los editores catalanes ha querido subrayar que el libro sigue “generando interés” entre la ciudadanía. Respecto a las cifras de 2012, aunque todavía no se ha cerrado el ejercicio, los editores calculan que habrá un descenso de negocio de entre un 10 y un 11%, pasando la facturación de unos 2.800 millones a nivel de España a unos 2.500 millones, lo que significa una pérdida de unos 280 millones de euros. En el caso de Cataluña, donde el sector facturó unos 600 millones en 2011, la caída será similar, con una previsión de facturación de 550 millones.

Según ha explicado Mallafré, debido a la crisis la compra en librerías se ha encogido y los clientes ya no se llevan tantos ejemplares. Pese a ello, el sector ha sabido salir al paso con un incremento de las aportaciones a Europa y América Latina.

El crecimiento del e-book
La baza digital sigue siendo una salida, a través de grandes inversiones en innovación, pero que de momento reportan pocas ventas en el conjunto, aunque con un crecimiento sostenido: si en 2011 los e-books representaban un 3% de las ventas del sector, en 2012 se prevé que pasen a ser el 5%. La recaudación de este mercado asciende a los 70 millones de euros, con medias de una descarga por dispositivo al año (en España hay 2 millones de «readers» y «tablets»), algo que se queda lejos de la media de países como Alemania, donde se descargan hasta cinco libros al año.

En 2012, los e-books representarán un 5% de las ventas del sector.

Asimismo, el sector calcula que sin la piratería se podrían estar ingresando 300 millones de euros al año, por lo que Mallafré ha pedido que se cumplan las leyes, que, además de beneficiar al sector, revierten en mayor creatividad cultural y creación de empleo. «Si este robo de creatividad no estuviera normalizado estaríamos facturando cuatro veces lo que factura el negocio legal», ha dicho Mallafré, quien ha remarcado que el precio de los e-books ha bajado ligeramente de una media de 9 euros a unos 7 en un año.

Por otra parte, el presidente de los editores catalanes ha adelantado que el consumo literario en castellano copa en Cataluña el 66%, mientras que el catalán representa un 27% del consumo. Entre quienes hablan catalán en su casa, el 50% de su consumo es de libros en catalán, mientras que el resto de lecturas las hacen en otros idiomas; algo que en el caso de los castellanohablantes queda en un 90% de lecturas en castellano, y un 10% en otros idiomas.

Comment (1)

Pingbacks

  1. Autor

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*